Los españoles le pierden el miedo a la cesta online

Comercios | 05/01/2017

Primero fueron los productos tecnológicos, luego artículos de ocio, moda o deportes y ahora, parece que el ecommerce ha encontrado su verdadero filón de crecimiento en los productos de gran consumo, aquellos de uso cotidiano.
El año pasado alrededor de 3,7 millones de hogares españoles realizaron una compra de productos del ‘súper’ por internet
  • Compartir frase en
  • Google+
  • LinkedIn

Si te estás planteando lanzar una tienda online pero no tienes clara la temática, tal vez los datos del último estudio de Kantar Worldpanel te ayuden a decidirte. Aunque la cultura, el deporte y la tecnología siguen siendo tres de los principales protagonistas en las compras online, los artículos de consumo diario y especialmente los alimentos frescos, están creciendo en popularidad entre quienes se deciden a realizar sus compras por internet.

Es una de las claves que se desprenden del informe ‘Future of E-commerce’ de 2016, que cifró en 533 millones de euros el volumen de negocio de los ‘súper’ y demás tiendas online dedicadas a la venta de artículos de consumo cotidiano. El dato adquiere mayor relevancia si consideramos que supone un 26% más con respecto a 2015, lo que constata un crecimiento importantísimo y una clara tendencia: los consumidores le están perdiendo el miedo a la cesta de la compra online.

Tradicionalmente el consumo de alimentos y todo tipo de bienes propios de los comercios de barrio o de las grandes superficies –el denominado gran consumo- se había resistido a dar el salto a internet. Por sus propias características, este tipo de productos encontraban una barrera difícilmente franqueable, ya que la mayoría de clientes prefieren ‘tocar’ y ‘comparar’ estos artículos en la propia tienda física. Eso, unido a un perfil de consumidor de mediana edad no habituado a las compras diarias por Internet, terminaba por impedir el crecimiento de este sector en la web.

Sin embargo, la tendencia está cambiando. Según el estudio de Kantar, el año pasado unos 3,7 millones de hogares españoles realizaron una compra de productos del ‘súper’ por internet, gastando una media de 145 euros por pedido.

La cesta de la compra online

¿Qué lleva la cesta de la compra digital?

Uno de los principales responsables de que el denominado ‘gran consumo’ esté experimentando este importante crecimiento es el sector de los alimentos frescos. Carnes, pescados, frutas y verduras están ganando en popularidad entre los clientes digitales. Existe un evidente interés por consumir artículos frescos de calidad y los e-commerce parecen estar dándole respuesta a esta demanda del mercado.

Además, de acuerdo con el estudio, en 2016 “se ha ampliado la frecuencia de compra online”, aunque se ha reducido el gasto de cada compra. Es decir, cada vez se compran bienes de consumo de manera más regular.

Son buenas noticias para los emprendedores, ya que también las plataformas de venta no asociadas a grandes superficies se están viendo beneficiadas de esta tendencia. De hecho, alrededor de 175.000 hogares españoles compraron en 2016 en algún e-commerce independiente.

Desde luego, el gran consumo no es un sector sencillo en el que emprender, pero los datos confirman que también en materia de compra cotidiana, los e-commerce tiene mucho que decir… y también los emprendedores.

En BBVA con tu empresa | 5 razones para que comiences a vender tus frutas y verduras en internet